La ANMAT fue reconocida como referente en el campo de la salud

La Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) dependiente del Ministerio de Salud de la Nación fue seleccionada por la Asociación Médica Argentina (AMA) como candidata a recibir el premio Magnus “Reconocimiento de la Sociedad Argentina a los Referentes del Cambio” por considerar a la entidad “una institución representativa en el campo nacional de la medicina de hoy”.

 El acto donde se darán a conocer los reconocimientos se llevará a cabo mañana a las 19 en el Salón Auditorio “Mariano Castex” de la Asociación Médica Argentina, sita en Av. Santa Fe 1171, de la Ciudad de Buenos Aires.

AMA, sociedad científica fundada en 1891 que promueve la ciencia médica y las mejoras en la salud, y el bienestar social, fue la encargada de elegir a la ANMAT como candidata a recibir el galardón, que desde hace dieciséis años, otorga el programa de cable “Argentina, Sociedad Anónima”.

Bajo el lema “Bitácora para el Tricentenario”, en su XIX edición, el premio Magnus “Reconocimiento de la Sociedad Argentina a los Referentes del Cambio” está dedicado al tema salud. El mismo, que será entregado por el periodista Alejandro Tancred, reconoce cada año a empresas e instituciones, en diferentes rubros que se destacan por su actuación en el contexto nacional.

Prensa Ministerio de Salud

Argentina dispone de medicamento para Chagas y lo exporta

El principal medicamento que se utiliza para tratar a pacientes con la enfermedad de Chagas, “benznidazol”, que comenzó a producir este año Argentina, está disponible a través de un programa nacional y también planes provinciales y ya se exportó a España, informó hoy el consorcio público privado que lo fabrica.

El dato fue aportado por especialistas en el Simposio Internacional sobre Enfermedades Olvidadas, organizado por Mundo Sano en Buenos Aires.
El medicamento, cuya producción había sido discontinuada a nivel global y no estaba disponible, se comenzó a producir en el país por una iniciativa público-privada impulsada por el Ministerio de Salud de la Nación, de la que participan Mundo Sano y las farmacéuticas Maprimed y ELEA.
En una mesa redonda titulada “El caso del benznidazol como experiencia de articulación”, coordinada por Graciela Ciccia, directora de vinculación tecnológica del Grupo Insud, los actores de la iniciativa confirmaron la disponibilidad del medicamento a través del Programa Nacional de Chagas, planes provinciales y droguerías.
Además, ya se exportó el primer lote a España, y organismos y organizaciones de pacientes de Estados Unidos, Reino Unido, Italia, Australia, Colombia y Bolivia solicitaron partidas para seguir con sus tratamientos.
“Nos pone muy orgullosos cuando vamos a encuentros internacionales y se habla del `benznidazol argentino`, porque esto significa que el esfuerzo que hicimos aquí ya se reconoce internacionalmente”, afirmó Silvia Gold, presidente de Mundo Sano y una de las panelistas de la mesa.
Luis Ferrero, gerente de la línea de enfermedades desatendidas del Laboratorio Elea, indicó que el benznidazol ya está siendo producido a escala industrial bajo el nombre de Abarax, en comprimidos de 50 y 100 miligramos.
“La Organización Panamericana de la Salud y la Organización Mundial de la Salud ya han incorporado al Abarax a la lista de medicamentos esenciales para, eventualmente, cubrir las demandas de países donde el Chagas es un problema de salud pública”, indicó Ferrero.
El empresario agregó que “en junio de este año iniciamos el programa de farmacovigilancia, articuladamente con la ANMAT y en Instituto Fatala Chabén”.
Por su parte, Sergio Sosa Estani, director del Instituto Nacional de Parasitología Fatala Chabén, indicó que “era imprescindible contar con el medicamento para no discontinuar los programas de tratamiento en marcha y poder sumar nuevos pacientes”.
El funcionario enfatizó que “con el medicamento solo no es suficiente, también es necesario el acompañamiento de los sistemas de salud, y hoy contamos con el compromiso político para que ésto ocurra; ahora hay que trabajar para que los efectores diagnostiquen y traten a los afectados”.
De la mesa participó Otis Reyes, de la asociación Findechagas, quien trajo a la mesa la voz de los pacientes, y Carina Perotti Fux, de Médicos sin Fronteras, organización que alertó internacionalmente sobre la falta del benznidazol a fines de 2011.
En la 3° edición y 15to. simposio sobre enfermedades desatendidas que culminó hoy, participaron más de 400 especialistas de todo el mundo y se presentaron estrategias para hacer frente a las enfermedades que afectan a los sectores más vulnerables de la población, como el Chagas, el dengue, la leishmaniasis y la malaria.

EL Comercial 26-10-12

¿Bonos? No colegas, pesos

ISABEL REINOSO ESCRIBE SOBRE LAS VERSIONES DEL PAGO EN BONO A LAS FARMACIAS

Estimados colegas

Como dirigente farmacéutica saludo, estimulo, promuevo y sigo con interés y curiosidad los diferentes medios de comunicación que surgen de la comunidad farmacéutica.

El debate nos hace más fuertes y nos permite perfeccionar lo hecho y corregir los errores de gestión en el Colegio provincial y en las filiales.
Además nos permite compartir en menor tiempo, los acontecimientos más importantes que interesan a la comunidad farmacéutica.

Lo que quisiera como farmacéutica, es lo que exijo como ciudadana: que los medios de comunicación nos informen con opinión (si quieren), pero correctamente. Es decir, con información fidedigna y veraz. Lo que significa, que pueda corroborarse, que se citen las fuentes y que los hechos descriptos se correspondan con la realidad.

Es muy fácil hacerlo, alcanza con llamar, escribir o preguntar a los protagonistas de la noticia, ya sean autoridades, dirigentes o colegas en su ámbito de trabajo.

Si hay denuncias, bienvenidas , que se asienten y se proteja la identidad de los colegas a través de todos los canales institucionales que existen.

Lo menciono por las diversas versiones que circulan alegremente sobre varios temas, algunos más serios que otros.
A veces las repercusiones son impensadas y generan desconcierto, preocupación y bronca. Revertir una información incorrecta no nos libera de la angustia o el fastidio o el mal trance que nos provocó.

Por eso quisiera contestar a los colegas que han llamado al Colegio provincial preocupados por las noticias aparecidas en medios como Mirada Profesional que informan:

“La noticia del pago en bonos alertó a los farmacéuticos de toda la Provincia. Según confirmaron fuentes provinciales a MIRADA PROFESIONAL, el Colegio Central bonaerense recibió ‘un pago en bonos de deuda por 10 millones de pesos’, en concepto de la deuda por la dispensa de medicamentos a sus afiliados. El uso de este recurso, que busca salvar la crisis financiera que viven las arcar provinciales, será usado ‘por única vez’, según le dijeron desde la gobernación a las autoridades farmacéuticas. Pero los antecedentes no son precisamente optimistas”.

Como informáramos el día miércoles en este espacio y en comunicación enviada a todos los colegas, el Consejo Directivo Itinerante se reunió en la filial Esteban Echeverría del CFPBA y uno de los temas de la agenda fue:

4.Pagos IOMA: Siguen las reuniones y los reclamos a la obra social. También comienzan los llamados de atención en conjunto con otras profesiones del arte de curar. [highlight]La Obra Social entregó bonos por Nueve millones de pesos a nuestra entidad provincial para que sean girados a las farmacias en efectivo.[/highlight]

De esa nota se desprende que las farmacias cobrarán en efectivo, no en bonos.

Es una situación similar a la que vivimos en abril de este año, cuando IOMA pagó en letras y las farmacias cobraron en pesos gracias a la participación de las entidades farmacéuticas que convirtieron esos documentos en activos, que por su dimensión, no podemos absorber las farmacias.

De manera que la frase del autor de la nota: “…los antecedentes no son precisamente optimistas” podría aplicarse a otra situación, pero no a lo que afrontó la gestión que me corresponde presidir.

La provincia de Buenos Aires vive momentos difíciles sobre los que podemos debatir en otro espacio. En lo que nos toca, como representantes de los farmacéuticos frente a la gestión pública, reclamamos lo que corresponde a los colegas en esta coyuntura y en tiempos menos complejos, y hacemos saber a las autoridades que el compromiso sanitario de los farmacéuticos no se agota, pero su aporte económico a la solidaridad social si, dramática y gravemente. Y que deben actuar rápidamente honrando sus compromisos de pago en el marco de los que indican los acuerdos firmados y las leyes vigentes.

Mientras seguimos evaluando medidas gremiales inmediatas para enfrentar los atrasos, trabajamos cada día para que la farmacia cobre su prestación y la cobre en pesos.

Farm. Isabel Reinoso

PD: Lo importante sobre los debates a través de estas notas escritas desde diferentes medios, no es que lleven a cuatro, cinco o seis respuestas, sino el tiempo invertido, los malestares que generan entre los colegas y las brechas que se abren con o sin intención.

Eso, ciertamente, no fortalece a los farmacéuticos.

Identifican la presencia de una bacteria responsable de intoxicaciones

Ahora, en Santa Fe se puede caracterizar e identificar a la bacteria responsable de la mayor cantidad de intoxicaciones por ingesta de alimentos contaminados. Lo lograron investigadores de la FBCB y de la Agencia Santafesina de Seguridad Alimentaria gracias a técnicas de biología molecular.

Cuando dos o más personas se intoxican luego de comer un alimento se dice que se está frente a un brote. Poder identificar con certeza qué lo causa es crucial para desandar el camino y saber dónde, cuándo y por qué se contaminaron los alimentos. Ahora, es posible identificar con seguridad la presencia de la bacteria responsable de la mayor cantidad de intoxicaciones de manera rápida y eficaz. Se trata de una técnica de biología molecular que supera las opciones bioquímicas clásicas disponibles hasta ahora. Los científicos se enfocaron en la detección de la presencia de Staphylococcus aureus (S. aureus). De esta manera se conjugó la experiencia en la aplicación de procedimientos de la Biología Molecular del Laboratorio de Práctica Profesional de la Facultad de Bioquímica y Ciencias Biológicas (FBCB) con las capacidades en Microbiología de Alimentos de la Agencia Santafesina de Seguridad Alimentaria (Assal), gracias al financiamiento de un proyecto de investigación otorgado por la Secretaría de Estado de Ciencia, Tecnología e Innovación (Sectei) de Santa Fe.
“La intoxicación alimentaria estafilocócica es una de las enfermedades de transmisión alimentaria más frecuentes. Si una persona ha consumido un alimento contaminado, luego de seis u ocho horas, comienza con vómitos, náuseas y diarreas”, explicó Fabián Tedeschi, docente e investigador de la Facultad de Bioquímica y Ciencias Biológicas de la UNL.
“Lo que podemos hacer ahora en nuestra región que antes no podíamos, es analizar el ADN del agente patógeno S. aureus responsable de la intoxicación alimentaria. Antes recurríamos a una evaluación de brote desde el punto de vista epidemiológico, médico, y de laboratorio con pruebas clásicas. Hoy podemos sin lugar a dudas saber si se trata de este patógeno y determinar su enterotoxicidad y virulencia analizando sus ácidos nucleicos”, destacó Aníbal Brizzio, del Servicio de Laboratorio de Assal.

Más rápido, más efectivo
Las técnicas tradicionales de laboratorio permitían identificar al S. aureus en función de sus propiedades bioquímicas, “pero eso no nos decía nada sobre sus propiedades toxigénicas”, destacó Brizzio.
Los investigadores lograron optimizar la reacción en cadena de la polimerasa (PCR, por su sigla en inglés) para la detección simultánea de la presencia de S. aureus y de sus toxinas claves. “Si bien esto ya se ha hecho, mejoramos la reacción y adicionamos otro gen al análisis el de la termonucleasa, que es una enzima marcadora del estafilococo. Tratamos de hacer un diagnóstico rápido con una sola reacción que sólo toma un par de horas”, subrayó Tedeschi.
Una vez recolectada la muestra y aislado el microorganismo se procede a la identificación de la bacteria. “Se extrae el ácido nucleico, luego se realiza la PCR y rápidamente se obtiene un resultado más informativo”, puntualizó.
Otra de las ventajas del uso de procedimientos de biología molecular es que una vez que se dispone de un laboratorio con este tipo de técnicas desarrolladas la relación costo-beneficio es alta. “Es mucho más económico que el conjunto de pruebas bioquímicas e inmunoquímicas que deben desplegarse para identificar este microorganismo”, acotó Tedeschi.
 

Un mal conocido
El S. aureus se encuentra “en todos lados” y forma parte de la flora normal de la piel pero cuando se dan determinadas condiciones puede producir enfermedades. “Esta bacteria tiene una batería enzimática que le da propiedades de supervivencia y virulencia muy particulares. Vive muy fácilmente en el medioambiente por lo que puede permanecer en alimentos, utensilios de cocina, sábanas, fómites y otras superficies”, detalló Brizzio.
La contaminación de los alimentos puede ocurrir cuando un manipulador portador de la bacteria estornuda o tose mientras continúa con la elaboración de la comida. “Si en estos alimentos están dadas las condiciones de humedad, temperatura y pH, el estafilococo desarrolla y puede generar enterotoxinas que son las causantes de intoxicaciones alimentaria”, contó.
Además de Aníbal Brizzio, el grupo dirigido por Fabián Tedeschi incluye a Fabián Zalazar, Pamela Bucci y Andressa Baseggio, estudiante de intercambio de la Universidad Federal de Santa Catarina, de Brasil.

Facultad de Farmacia y Bioquímica UNL